Hyunday Hyunday
Henrik Fisker se marcha de Fisker Automotive | forococheselectricos

Henrik Fisker se marcha de Fisker Automotive


Después de un año terrible el lo económico y lo mediático, Henrik Fisker el fundador de Fisker Automotive se marcha, según sus palabras por discrepancias con la estrategia de negocio que ha tomado el consejo de administración de un fabricante que en los últimos meses no ha logrado recuperarse de sus problemas.

Advertisement Advertisement

Los problemas se le acumulan a un proyecto que ha logrado poner un coche eléctrico en la carretera, pero del que apenas se han vendido 2.500 unidades, prácticamente todas durante sus primeros meses de vida, pero al que los problemas de su suministrador de baterías le ha contagiado y amenaza con su propio futuro.

A pesar de llegar con mucha fuerza, de la mano de un Fisker Karma, un modelo que supuso todo un impacto por su aspecto y planteamiento eléctrico con extensor de autonomía pero dentro de una berlina con unos elevados niveles de acabado y más de 400 CV de potencia, a lo que podemos sumar un precio que lo convertía en una exclusiva pieza de tecnología, pero que como después hemos visto, ha sufrido todo un calvario.

El primer problema llegó desde Washington, donde en plena campaña pre-electoral la monumental quiebra del fabricante de paneles solares Solyndra, que se llevó por delante más de 500 millones de dólares del gobierno, fue un jarro de agua fría sobre los dirigentes demócratas convencidos del apoyo a los proyectos como el de Fisker, pero que después de esta quiebra decidieron cortar las ayudas a las empresas dudosas, entre las que se encontraba la propia Fisker.

Fisker Atlantic, la gran esperanza de Fisker

De esa manera comenzó un efecto dominó que supuso la cancelación del levantamiento de la fábrica que Fisker preparaba en suelo norteamericano, algo que suponía la congelación del proyecto Atlantic que supondría la llegada de un modelo de menor coste que le permitiría al fabricante aumentar su producción y encontrar una fuente de negocio.

Pero ese sólo era el principio y posteriormente llegaron los verdaderos quebraderos de cabeza no sólo para Fisker si no también para algunos propietarios con los problemas de fabricación de los packs de litio de A123, que supuso la muerte de algunas unidades, incluyendo la comprada por la asociación de consumidores de los Estados Unidos, que supuso un mazazo publicitario tremendo del que no se lograría recuperar.

Las celebrities de Hollywood adoptaron al Karma como el nuevo Prius

«Ponemos un circo y nos crecen los enanos» eso debió pensar Henrik Fisker al ver en las noticias varias unidades del Karma que se habían incendiado de forma espontánea, algo que de nuevo llevaría al fabricante a las primeras páginas de las noticias a pesar de que antes había disfrutado de alguna buena noticia, como las cifras de ventas en Europa.

Para rematar la faena, llegó el huracán Sandy, y se llevó por delante más de 300 unidades del Karma estacionadas en el puerto de New Yersey, una catástrofe que ahora ha supuesto la apertura de un juicio contra la aseguradora que se niega a abonar el total de los daños.

La buena noticia es que de momento Fisker continúa con su camino y de momento no parece que el cierre amenace su futuro, sobre todo después de la compra de un grupo chino del fabricante A123, y la más que probable entrada de capital del gigante asiático en Fisker que si logra recuperarse y retomar la producción, sin duda merecerá una película o un libro que narre su aventura en estos años.

Artículos relacionados:
Fisker valora las ofertas de compra recibidas, China parece el destino más seguro

Fuente | The New York Times


© Foro Coches Eléctricos | Este feed es de uso personal, sí quieres hacer un uso comercial contacta con nosotros.



Compártelo:

2 comentarios en «Henrik Fisker se marcha de Fisker Automotive»

  1. Una lástima… siempre he creido que los Fisker deberían haberse fusionado con los Tesla para que ambos salieran reforzados obteniendo lo mejor del uno y del otro en cuanto a tecnología y diseño se refiere…

    Responder

Deja un comentario