Volkswagen Volkswagen
Hyunday Hyunday
DHL anuncia el final de la producción de las furgonetas eléctricas StreetScooter | forococheselectricos

DHL anuncia el final de la producción de las furgonetas eléctricas StreetScooter


En 2014, la empresa de paquetería alemana DHL adquirió el proyecto StreetScooter de la universidad de Aachen con el objetivo de fabricar sus propias furgonetas de reparto eléctricas ante la negativa de compañías alemanas como Volkswagen o Daimler de proporcionar un vehículo que se adaptara a sus necesidades.

Sin embargo, ahora DHL ha anunciado que este mismo año dejará de producir las furgonetas StreetScooter tras años de pérdidas millonarias. En 2019 StreetScooter tuvo unas pérdidas aproximadas de 100 millones de euros, y los esfuerzos de su matriz por vender la división o aliarse con otros fabricantes para hacer rentable el negocio han fracasado.

En su momento, DHL trató de atraer a Ford para impulsar el proyecto StreetScooter a nivel global, e incluso se desarrolló una furgoneta eléctrica de mayor tamaño que la StreetScooter WORK original basada en la Ford Transit (StreetScooter WORK XL). Además, también se trató de crear una joint venture con el fabricante chino Chery con el objetivo de fabricar la furgoneta para el mercado local, pero finalmente estos esfuerzos fracasaron.

Ni siquiera la contratación de un exdirector de Tesla para expandir su red de ventas han podido salvar un proyecto cuya principal característica era ofrecer un vehículo de reparto espartano y 100% eléctrico ideal para los servicios de paquetería. Otras empresas como Amazon se han aliado con fabricantes como Rivian para fabricar sus propias furgonetas de reparto eléctricas, si bien ninguna ha seguido el ejemplo de DHL de producir por su cuenta los vehículos.

DHL llegó a ofrecer su vehículo a minoristas, operadores de flotas y bancos, pero esto no ha sido suficiente para hacer económicamente viable el proyecto. Así, a partir de 2021 la empresa comprará furgonetas eléctricas a otros fabricantes, pues al contrario que en 2014, ahora hay numerosas marcas tradicionales con furgonetas eléctricas en su oferta.

La producción de las StreetScooter finalizará este mismo año. Actualmente DHL tiene una flota de 11.000 StreetScooter, a la que se añadirán varios miles de unidades que se fabricarán a lo largo de este año. Por lo tanto, y a pesar de que la furgoneta dejará de producirse a corto plazo, todavía estará operativa durante muchos años.

A corto plazo, el mercado de furgonetas eléctricas pequeñas se llenará de nuevas propuestas: está previsto que Renault y Mercedes-Benz lancen sus nuevas Kangoo Z.E. y eCitan para el año que viene, mientras que este mismo 2020 deberían hacer su aparición las versiones eléctricas de las Citroën Berlingo, Peugeot Rifter/Partner y Opel Combo.

Relacionadas | Nuevos datos e imágenes de la furgoneta de reparto eléctrica que Rivian está desarrollando para Amazon: llegará al mercado en 2021

Compártelo:

9 comentarios en “DHL anuncia el final de la producción de las furgonetas eléctricas StreetScooter”

  1. Una pena, proyectos así no deberían desaparecer, pero ya sabemos que la economía de escala es lo que hace hoy día viables muchos productos y otros muchos simplemente terminan despareciendo.

    Esperemos que alguien compre o partícipe en el mismo antes de su desaparición total.

    Responder
  2. Bajo mi punto de vista cometieron dos fallos, primero buscar a Ford (ya que por aquel entonces pasaban bastante de la movilidad eléctrica) y el segundo fue, no haber buscado una empresa joven china con posibilidades, aunque eso tampoco garantizaba nada, por lo menos, podría haber salido mejor.
    Aunque también pienso que los come salchichas y gaseamonos, tirarían de algunas cuantas «cuerdas» para que el prollecto fracasase

    Responder
  3. Tenían varios problemas, uno de ellos era el precio.
    Las miré en su momento y eran muy caras.
    Además la zona de carga sería óptima para ellos, pero para otras actividades era muy reducida en comparación al vehículo.
    Me explico, tiene chasis de largueros, lo que hace que la caja esté muy, pero que muy alta con respecto al suelo.
    A ellos eso mucho no les interesa, pero para un uso general, era una cagada.
    Y luego el no tener una versión de dos filas de asientos.
    Una pena.

    Por cierto, el proyecto original, el de la universidad, era simplemente una base de datos (con una ciertas características propias) para compartir información de todas las piezas estándar disponibles entre una serie de serie de fabricantes de la industria auxiliar de coches.
    La idea era facilitar el poder encontrar piezas compatibles ya homologadas para desarrollar coches. Y así facilitar su fabricación, optimizando costes.
    El tema es ver que porcentaje del coche se aprovecha de ésto y cuánto tiene que ser específico.
    Y creo que ahí radica el problema.
    Una pena.

    Responder
    • puede venir ahí el problema.. y al buscar piezas compatibles posiblemente los proveedores les pidiera una cifra diferente.

      La verdad una pena.. aunque no lo van a liberar para otros, pero estaría bien, así le daria un escarmiento a la industria porque con esto otros pequeños fabricantes podrían empezar desde un punto incluso corrigiendo lo que indicas.

      Responder

Deja un comentario