La conversión más simpática de los últimos años


Como muchos niños, Evan había pedido a Papá Noel  una unidad del coche de la famosa película Cars, concretamente la estrella de la cinta, Rayo McQueen, que no se trataba más que un coche alimentado por un pequeño motor y una pequeña batería que además de en los almacenes de Santa Claus, podemos encontrar también en cualquier tienda de juguetes.

Tres años después de aquellas navidades, el padre de Evan decidió que era hora de actualizar el coche, y se ha puesto manos a la obra para convertir un juguete en un auténtico coche para su hijo, dotándolo de un motor eléctrico de 500 vatios y 24 voltios, frenos de disco y un chasis reforzado con aluminio, todo para cumplir el sueño de Evan de tener un coche eléctrico de verdad.

En este simpático vídeo podemos ver parte del proceso de conversión que además del sistema de propulsión, también han sido sustituidas las ruedas originales de plástico por unas gomas procedentes de un carrito, y con capacidad para circular en caminos de tierra, todo para lograr convertir un coche de juguete en un verdadero mini coche eléctrico, al que sólo le falta pasar la homologación y conseguir una matrícula para circular legalmente por las carreteras.

Tendremos que apuntar este nombre en la agenda de los futuros campeones de F1, ya que con apenas cinco años Evan va camino de convertirse en todo un experto piloto eso si, a los mandos de un coche impulsado por electricidad, sin emisiones contaminantes.


Artículos relacionados:
Toyota 2000 GT EVS, una obra de arte sobre ruedas

Vídeo | Youtube


© Foro Coches Eléctricos | Este feed es de uso personal, sí quieres hacer un uso comercial contacta con nosotros.


Energias renovables

2 Comment responses

  1. Avatar
    August 15, 2012

    yo quiero uno así!!!!! 😀

    Reply

  2. Avatar
    August 20, 2012

    Va to lanzao. XD

    Lo veo más para Rally que para las Fórmulas, al nene parece que le gusta más la tierra.

    Reply

Leave a comment