Las redes de carga para coches eléctricos aún no son un negocio rentable

Las redes de carga para coches eléctricos aún no son un negocio rentable


Alemania ha aumentado el número de puntos de carga públicos para coches eléctricos en un 25% durante el último año. Sin embargo y de acuerdo con el lobby de servicios públicos BDEW, todavía no es un negocio rentable. Desde finales de junio de 2017, se han añadido un total de 2.800 nuevos puntos de carga públicos en Alemania, lo que eleva la cifra total a 13.500.

Advertisement Advertisement

De acuerdo con BDEW, las compañías dedicadas al suministro de energía están construyendo y operando la mayoría de las instalaciones de carga. Además, consideran que la apuesta de la industria del automóvil está siendo decepcionante, pues aún no ofrecen modelos eléctricos a precios competitivos para los consumidores.

«Más de tres cuartas partes de los puntos de carga son operados por compañías de electricidad, aunque en vista de la pequeña cantidad de coches eléctricos a la venta, esto no es rentable«, declara Stefan Kapferer, director general de BDEW. «Para que la movilidad eléctrica logre un avance en Alemania en los próximos años, entonces la industria del automóvil tendrá que ofrecer modelos que puedan competir en precio y rendimiento con el motor de combustión».

Otras empresas que operan cargadores son operadores de estacionamientos, supermercados y hoteles que ofrecen las instalaciones de carga como servicios complementarios para que los usuarios de coches eléctricos se decidan utilizar sus instalaciones frente a otras.

Alemania, cuyo objetivo era tener 1 millón de coches eléctricos en sus carreteras para 2020, a día de hoy tiene apenas 100.000. Los mayores problemas son un precio elevado que no se consigue paliar ni siquiera con las ayudas del gobierno, y una autonomía limitada, lo que según los expertos tiene como efecto colateral un retraso en la expansión de una red de recarga pública.

Según BDEW, el gobierno alemán debería cambiar las leyes de propiedad residencial para permitir una mayor inversión en puntos de recarga privados, ya que el 80% de los procesos de carga futuros tendrán realizarse en el hogar en lugar de hacerlo en puntos de carga públicos.

Con todo, parece que finalmente la industria alemana está despertando. Por un lado, el poderoso grupo Volkswagen comenzará el año que viene a lanzar su nueva gama de vehículos basados en la plataforma MEB 100% eléctrica, que se caracterizarán por un precio más bajo que las actuales opciones del grupo. BMW y Daimler también reforzarán su apuesta por el coche eléctrico, de la mano de las gama 0 emisiones «i» y «EQ» respectivamente.

Fuente | Reuters


puntos de carga

Compártelo:

4 comentarios en “Las redes de carga para coches eléctricos aún no son un negocio rentable”

  1. Este es un tema recurrente, pero mi conclusión es la misma… Es lógico que las ventas no despeguen mientras la oferta de Vehiculos electricos sea la actual, con una relación prestaciones/precio en mi opinión absurda…

    En general la gente no está dispuesta a pagar cifras quer rondan los 30-40k por coches que te permiten hacer apenas 200-300km incluso cuando no sea habitual que requieras más de esa autonomía.

    En mi opinion, un autonomia así se justificaria si tuvieramos precios igual o inferior al térmico equivalente…. O si tuvieramos una red de recarga que permitiera ofreciera recargas completas pocos minutos (por ejemplo 10 minutos = 300km).

    Responder
  2. Para que sea rentable tendría que haber una masa suficiente de VE funcionando por las carreteras, que no es el vaso. ..

    Sólo a los que les sale gratis o la potencia contratada o la instalación (subvenciones) tienen cierta esperanza de rentabilidad.

    Quedan los fabricantes que podrían instalarlos y gestionarlos a pérdidas hasta que haya suficiente volumen… cargando dichas pérdidas contra supuestos beneficios en los vehículos vendidos.

    Responder
  3. Es k alguien creía que era un buen negocio viendo que casi no hay electricos?? Y con lo que cuesta la infraestructura….pero tiempo al tiempo, cuando haya bastantes mas electricos k ahora los que pusieron puntos d recarga tan temprano seguro que podran ofrecer mejor servicio gracias a la experiencia que ganaran durante este tiempo, y también tendran ciertos clientes fijos, etc etc

    Responder
  4. Y aún con muchos vehículos circulando no se si sería muy rentable, al menos no al precio actual que todos nos imaginamos. Si existirán baterías más baratas, compactas y eficientes en el futuro para los automóviles no dudéis que se abre una enorme posibilidad de autoabastecimiento mediante el almacenamiento en domicilios privados.

    Tampoco el funcionamiento debería ser como actualmente con los automóviles de combustión y puede que los supercargadores de 150kW para arriba queden relegados a viajes de larga distancia o urgencias si existe una red suficiente de cargadores públicos de alrededor de 50kW (más baratos y más seguros para la vida de la batería) por todas partes. Incluídos párkings de empresas para sus trabajadores y para sus clientes a precios sin ánimo de lucro simplemente para ofrecer un servicio a sus trabajadores o un reclamo a sus clientes para que paseen por sus comercios sin prisa. Para qué pagar más si puedo cargar por menos en casa o mientras voy a la compra, al trabajo, a comer a un restaurante…

    Ya se habla de una crisis energética que vendrá en el futuro. Muchos negocios basados en el petróleo como combustible pueden no tener una directa transformación hacia la movilidad eléctrica mediante inversiones en ese sentido de abastecimiento energético debido ya que los márgenes de beneficio serán muy dispares entre uno y otro modelo energético y a que el autoabastecimiento reduciría drásticamente la demanda como servicio público. Porsupuesto todo esto a muy largo plazo, pero llegará.

    Responder

Deja un comentario