Renault da nuevos detalles de la plataforma modular CMF-EV, especialmente diseñada para coches eléctricos

Guilles Le Borgne, jefe de ingeniería del Grupo Renault, ha dado nuevos e interesantes detalles de la plataforma modular eléctrica CMF-EV durante una reciente entrevista. Esta arquitectura, que ha sido desarrollada por la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi, se empleará en coches eléctricos pequeños, compactos y familiares.

El desarrollo de la plataforma CMF-EV se ha llevado a cabo en Japón y ha tenido un coste de 500 millones de euros para la Alianza. Su debut en Europa tendrá lugar el año que viene de la mano de dos modelos radicalmente diferentes entre sí: el SUV Nissan Ariya y la versión de producción del prototipo Renault Megane eVision.

Aunque esta arquitectura de alta resistencia compuesta por acero estampado en caliente es completamente nueva, también lo será el tren motriz empleado en el Megane eVision, formado por un motor eléctrico de 217 CV (160 kW). Este modelo podrá acceder a cargas de 22 kW en alterna y de 130 kW en continua, recuperando unos 200 km de alcance en 20 minutos.

La arquitectura podrá emplearse en automóviles eléctricos de entre 4,00 y 4,70 metros de largo, por lo que abarcará desde el segmento B hasta la zona inferior del segmento D. De acuerdo con Le Borgne, la marca deportiva Alpine también está contemplando el uso de esta plataforma con una mayor potencia de cara al futuro.

El directivo ha confirmado que actualmente la CMF-EV puede acoger packs de tres tamaños: de 40 kWh, de 60 kWh y de 87 kWh (en todos los casos la capacidad es útil). Las baterías intermedias, que deberían ser las empleadas por el Megane eVision en su lanzamiento, permitirán una autonomía de unos 450 km en mixto y de 300 km a 120 km/h.

Por otro lado, Le Borgne ha declarado que las celdas suministradas por LG Chem serán «lo último», con apenas un 10% de cobalto. La densidad energética se situará en 270 Wh/kg, bastante por encima de la media de la industria (200 Wh/kg).

A pesar de que el uso de plataformas dedicadas permitirá reducir los costes de los coches eléctricos, Le Borgne cree que no se igualarán con los vehículos térmicos hasta dentro de una década. Sin embargo, se muestra más confiado en la evolución de la densidad energética y de la capacidad de las baterías, afirmando que «superarán todas las expectativas».

Fuente | Automotive News Europe

Relacionadas | Toma de contacto con el Renault Twingo Electric: un coche eléctrico ideal para entornos urbanos

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame