Bélgica solo permitirá a empresas desgravar vehículos eléctricos

Bélgica solo permitirá a las empresas desgravarse impuestos con coches eléctricos para 2026


El sector de la automoción está inmerso en una era de cambios. Pero si algo está claro es que el coche eléctrico es el futuro. Todos los países están tratando de reducir las emisiones de dióxido de carbono de su parque automovilístico. Sobre todo en Europa. Así, muchos gobiernos están dando pasos de gigante en este aspecto. Bélgica ha sido el último en unirse, al anunciar que solo permitirá a las empresas desgravar vehículos si son eléctricos.

Esta medida, que entrará en vigor en 2026, ha sido explicada por el portavoz del primer ministro Alexander De Croo. El objetivo del ejecutivo belga es utilizar los incentivos fiscales para hacer que la flota de vehículos de empresa del país sea más respetuosa con el medioambiente. Una medida para que las compañías den ejemplo al resto de la población.

El Gobierno pretende crear un marco «estable y claro» para que las empresas y los empleados puedan tomar decisiones de compra e inversión informadas. Aunque a partir de 2026 solo los vehículos eléctricos de empresa serán elegibles para una exención fiscal, los contratos ya existentes no se verán afectados. De esta manera, también elimina la inseguridad jurídica que podría causar esta nueva normativa.

«Este es un paso importante para hacer que las flotas de automóviles de empresa sean ecológicas. Así se aumentará la sostenibilidad de la movilidad», ha reivindicado el ministro de Finanzas de Bélgica, Vicent Van Peteghem.

Este anuncio de prohibir desgravar vehículos de combustión a partir de 2026 ocurre después de que la coalición de Gobierno ya acordase que todos los automóviles nuevos de empresa deberían ser respetuosos con el medioambiente para ese año. El pasado mes de abril, Van Peteghem presentó una propuesta para eliminar de forma gradual los beneficios fiscales para automóviles nuevos que no fuesen neutrales en carbono.

Puntos de carga

En concreto, en un primer momento los coches eléctricos u otros vehículos ‘cero emisiones’ podrán deducir al 100% sus impuestos. Sin embargo, este porcentaje irá bajando con el tiempo. La intención es que se sitúen en lo establecido hasta ahora para modelos de gasolina o de diésel. El impacto presupuestario de este medida será monitoreado por la administración.

Algo similar ocurrirá con las inversiones en infraestructura de carga en hogares y lugares públicos. Estas irán reduciendo la cantidad de impuestos que se pueden deducir a lo largo de los años. En 2022 será una reducción del 45%, mientras que en 2023 se quedará en un 30% y en 2024, en un 15%.

Sin embargo, las empresas que inviertan en una estación de carga pública dispondrán de una mayor deducción de costes. Hasta diciembre de 2022, se aplicará una tasa de deducción del 200%. Al año siguiente esta bajará hasta el 150%.

Fuente | The Bulletin

Relacionadas | Elon Musk ha presionado al gobierno de Reino Unido para elevar los impuestos a los carburantes

Compártelo:

3 comentarios en «Bélgica solo permitirá a las empresas desgravarse impuestos con coches eléctricos para 2026»

  1. Basicamente es eso. Desgrabas el doble de lo invertido.
    Algo parecido hace ahora portugal con las inversiones en factura electrónica

    Responder

Deja un comentario