¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

El Tesla Semi llega a los gigantes Walmart y Costco, pero la producción a gran escala todavía está lejos

Aunque la producción del Tesla Semi comenzó en bajos números a finales de 2022, durante más de un año el camión eléctrico sólo ha sido utilizado por PepsiCo y por el propio fabricante de forma interna. Sin embargo, otras empresas han comenzado a recibir con cuentagotas sus unidades: Martin Brower, Sysco y los gigantes Walmart y Costco.

Walmart es uno de los mayores reservistas del Semi, pues acumula un pedido de 130 unidades. Curiosamente, hasta ahora Costco no había anunciado la adquisición de ningún ejemplar del modelo, lo que nos lleva a pensar que probablemente haya comprado un lote reducido para realizar test en condiciones reales de uso.

Presentado a finales de 2017, el proyecto del Semi ha sufrido numerosos retrasos en el último lustro. Si bien su llegada al mercado estaba programada para 2019, finalmente tardó tres años más en ver la luz; además, la propia compañía indica que la producción a gran escala no dará comienzo hasta finales de 2025, mientras que las entregas a un mayor número de clientes se harán esperar a 2026. Casi una década más tarde de su puesta de largo.

Esto se debería en gran medida a las dificultades para escalar la producción de celdas 4680, las cuales también se utilizan en la pick-up Cybertruck. Se espera que este contratiempo quede solucionado para finales de este mismo año, pero el output no será suficiente como para abastecer al Semi hasta pasados unos meses.

Tesla Semi

Aunque se presentó en 2017, el Tesla Semi no alcanzará el mercado de masas hasta 2026

El Tesla Semi monta tres motores eléctricos que le permiten completar el 0-60 mph (0-96.6 km/h) en 20 segundos, una cifra llamativa en relación a otros camiones de tamaño similar. Su arquitectura de 1.000 voltios debería ser compatible con cargas ultra-rápidas de 1 MW (1.000 kW) de potencia (10-80% en aproximadamente 30 minutos).

Sobre el papel, se trata de un vehículo muy eficiente, ya que supera los 800 km de autonomía homologada. Su consumo debería situarse en menos de 2 kWh/milla; o lo que es lo mismo, por debajo de los 124 kWh/100 km a plena carga. Se estima que, a lo largo de tres años, un Semi podría suponer un ahorro en combustible de hasta 200.000 dólares frente a un modelo diésel.

Aunque Tesla planeaba desplegar una red de Megacargadores para dar soporte al camión, no está claro si esta estrategia se verá afectada por el reciente despido de todo el equipo responsable de los Supercargadores.

Fuente | Electrek

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame