El próximo BMW Serie 3 se desdoblará en dos versiones independientes: una térmica y otra eléctrica

El actual BMW Serie 3 (generación G20) se lanzó al mercado en 2019. Siguiendo los plazos típicos de los fabricantes, su reemplazo debería llegar aproximadamente hacia el año 2026; sin embargo, este no será el caso de nuestro protagonista, que tendrá dos sustitutos: uno previsto para 2025 (eléctrico) y otro para 2027 (térmico).

¿A qué se debe esta decisión? Inicialmente, la idea de BMW era lanzar un nuevo Serie 3 sobre la plataforma Neue Klasse en 2025. Sin embargo, durante el desarrollo de dicha arquitectura se decidió optimizarla para hacerla exclusivamente eléctrica en lugar de multienergía como estaba previsto, por lo que el Serie 3 de 2025 no tendrá versiones gasolina, diésel o híbridas.

De acuerdo con una fuente interna, BMW ha decidido desarrollar en paralelo una nueva generación del Serie 3 térmico sobre otra plataforma, pues considera que para entonces todavía habrá mercado para los motores de combustión interna. Programado para 2027, este segundo Serie 3 se asentará sobre la plataforma CLAR ya vista en el modelo actual.

Mientras que el modelo eléctrico de 2025 recibirá la denominación comercial i3 (generación NA0), su hermano térmico de 2027 continuará llamándose Serie 3 (generación G50). Dentro de la gama BMW, el nuevo i3 vendrá a sustituir indirectamente a la berlina deportiva i4 (así como al actual i3 chino, derivado del Serie 3 G20).

BMW i4

El nuevo BMW i3 2025 sustituirá al i4

La plataforma Neue Klasse permitirá a BMW desarrollar coches eléctricos dedicados. Frente a plataformas multienergía como la CLAR del i4, mejorará notablemente el aprovechamiento del espacio: los voladizos y el capó serán más cortos, el parabrisas estará adelantado, la distancia entre ejes crecerá y el piso será completamente plano.

Otro aporte interesante de la nueva arquitectura será el empleo de un sistema eléctrico de 800 voltios. Esto permitirá al próximo i3 acceder a cargas ultra-rápidas de alta potencia, equiparándose a rivales como los futuros Audi A4 e-tron y Mercedes-Benz EQC Berlina, que también contarán con arquitecturas eléctricas de 800 voltios gracias al uso de las plataformas PPE y MMA.

Los motores utilizados en la plataforma Neue Klasse serán más eficientes, lo que repercutirá positivamente en la autonomía (el i4 llega a 590 km WLTP). Empleará unas baterías con una densidad energética hasta un 40% superior a las actuales, y estará preparada para albergar celdas de electrolito sólido desarrolladas por Solid Power.

Fuente | Motor1

Compártelo: