¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

Problemas para el exitoso Volvo EX30, sus fallos de software obligan a la marca a tomar medidas

El Volvo EX30 está siendo un rotundo éxito en el mercado europeo; sin embargo, lo cierto es que su lanzamiento no ha estado exento de problemas. La compañía se encuentra actualmente trabajando para solucionar una serie de errores de software que han provocado que algunos usuarios decidan incluso devolver sus coches.

La marca reembolsará el importe completo de dichos vehículos. «Reconocemos que esto no es lo que [los clientes] esperan de su automóvil Volvo y estamos trabajando para remediarlo lo más rápido posible con el mínimo inconveniente para nuestros clientes», ha señalado un portavoz del fabricante en un comunicado oficial.

Entre los fallos citados por los propietarios nos encontramos con pantallas que se apagan o bloquean, botones del volante multifunción que no responden, vehículos que no cargan, sistemas de frenado de emergencia que se activan de forma aleatoria, datos incorrectos (hora, autonomía…), reseteo de algunas configuraciones al modo por defecto…

Este no es el único contratiempo de este tipo que ha sufrido la firma escandinava en los últimos tiempos; sin ir más lejos, el lanzamiento del EX90 se retrasó más de un año debido a los errores de software detectados durante la recta final de su desarrollo. Aunque las entregas ya han comenzado, algunas funciones del vehículo no estarán disponibles en un primer momento, algo que se solucionará más adelante mediante una actualización inalámbrica.

Volvo EX90

El Volvo EX90 carecerá de algunas funciones en el momento de su lanzamiento

La experiencia con los EX30 y EX90 debería permitir a Volvo depurar y agilizar el lanzamiento de sus próximos coches eléctricos. «Cuando retrasamos el EX90, parte de la demora fue para asegurarnos de que el software pudieran reutilizarse a un nivel muy alto», explicaba el pasado mes de abril Jim Rowan, CEO de la empresa.

«Lo que veremos es la reutilización de un código realmente robusto que habremos escrito y probado en el EX90. Eso significa que el trabajo de desarrollo será mucho menos costoso. Podemos asegurarnos de que la distancia entre el lanzamiento de esos automóviles y su entrega a los clientes esté mucho más en línea con lo que nos gustaría: un par de meses versus un año o más».

Mientras tanto, las ventas del EX30 siguen viento en popa, siendo el principal responsable del crecimiento de Volvo en el mercado europeo. «Es tranquilizador ver la respuesta positiva de los consumidores al EX30, que rápidamente se ha convertido en uno de los automóviles totalmente eléctricos más vendidos en Europa», señalaba recientemente Björn Annwall, director comercial y director general adjunto de Volvo.

Fuente | Autocar

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame