Los difíciles inicios del primer propietario de un Toyota Mirai

2016_toyota_mirai_3qtr_front-100627076-large

En octubre Toyota ha comenzado la distribución del que es el primer coche a hidrógeno en el mercado del fabricante japonés. Una apuesta que va mucho más allá de una simple opción comercial, y sobre la que Toyota se quiere apoyar de cara a un futuro sin emisiones.

Pero el arranque no está siendo fácil. Al elevado coste del vehículo, 58.325 dólares que puede ser mitigado en algunos lugares gracias a las correspondientes ayudas, se suma el problema de la infraestructura de recarga. Unas estaciones conocidas de forma coloquial como hidrogeneras, que son el principal reto para los fabricantes de este tipo de vehículos.

Hyundai_ix35_Fuel_cell_car_awaits_to_be_refuelled_by_HFuel¿Cuanto costará repostar un coche a hidrógeno en España? Hyundai dice que más que un gasolina

Como ejemplo el primer propietario del Toyota Mirai,  Glenn Rambach. Un ingeniero involucrado en el pasado en el desarrollo de pilas de combustible de hidrógeno, que ha querido ser de los primeros en conducir a diario un coche alimentado por este elemento.

Curiosamente al recibir su coche, se ha encontrado que el depósito estaba a mitad de capacidad. Una cantidad suficiente para recorrer según el ciclo EPA unos 250 kilómetros. Más que suficiente para alcanzar la hidrogenera más cercana que está situada a 32 kilómetros. Pero es llamativo que Toyota no sea capaz de repostar el depósito a un mayor nivel, lo que nos indica que en las instalaciones del fabricante tienen una estación de sólo 350 bares, por los 700 bares que necesita el Mirai para llegar al 100%.

Sobre el método de producción del propio hidrógeno, Glenn admite que en estos momentos su producción no es la más limpia. El 95% del hidrógeno se produce quemando gas natural que se mezcla con vapor para producir metano, y que las formas más sostenibles están todavía por desarrollar o perfeccionar.

2016_toyota_mirai_dashboard-100626997-large

418 kilómetros de autonomía

Otro de los problemas a los que se tienen que enfrentar los clientes es el elevado precio del repostaje. Toyota ha optado por una fórmula para reducir el impacto hasta que logren hacer bajar un coste que ahora mismo roza niveles ridículos. Lo han hecho mediante la entrega de un bono de 15.000 dólares en repostajes para los primeros clientes. Aproximadamente unos 210 repostajes o algo más de 100.000 kilómetros.

De no contar con ese bono comenta Glenn, repostar los 5 kilos del depósito del Mirai le saldría por nada menos que 70 dólares, que nos da un coste de 14 dólares el kilo (13 euros). Más incluso de lo que Hyundai ha estimado que costará en Europa, donde predecía un precio de 10 euros el kilo.

2016_toyota_mirai_glenn_rambach-100627001-large

Si a esto añadimos que en Estados Unidos la gasolina cuesta la mitad que en Europa, el resultado es que moverse con un coche a hidrógeno es muchísimo más caro que hacerlo con un coche a gasolina. Una dificultad más para los que quieran apostar por esta forma de movilidad.

Está claro que los primeros clientes son los más entusiastas por la tecnología. Tanto que pueden pasar por alto algunos de los posibles problemas que puedan tener sus coches (algo que hemos visto con Tesla). Pero la pregunta será qué pasará cuando los fabricantes como Toyota tengan que convencer a los clientes menos entusiastas, y les tengan que explicar los pros y contras de estos modelos.

Veremos entonces que deciden los compradores, y si dan o quitan la razón a la apuesta de Toyota por el hidrógeno.

Vía | PC World

 



Energias renovables

17 Comment responses

  1. Avatar
    November 14, 2015

    No me voy a molestar ni en criticar esto del H2. Sentadito a la puerta de casa esperando a ver pasar el cadáver de una pila de combustible.

    Reply

  2. Avatar
    November 14, 2015

    No me voy a molestar ni en criticar esto del H2. Sentadito a la puerta de casa esperando a ver pasar el cadáver de una pila de combustible.

    Reply

  3. Avatar
    November 14, 2015

    En España a este hombre enseguida se le pondría un mote. En vez de decir ahí viene el del Toyota Mirai, se le diría ahí viene el Tonto del Mirai.

    Reply

  4. Avatar
    November 14, 2015

    Lo que veo mas triste es la cantidad de recursos que se han desperdiciado a sabiendas de que era un fiasco, muchos de estos recursos era dinero publico en forma de ayudas y subvenciones que bien dirigidas serían de grandísima ayuda para la movilidad sostenible.

    Reply

    • Avatar
      November 14, 2015

      Yo le veo futuro como vector energético, pero en estaciones fijas, a modo de “central de almacenamiento de energía”. De este modo se podría conseguir la potencia necesaria para cubrir picos de potencia, pero sigo pensando que no tienen lugar en “plataformas móviles”.

      Reply

      • Avatar
        November 14, 2015

        Es más barato y más eficiente bombear agua a una presa alta, y recuperar la energía como si de una central hidroeléctrica se tratara.

        Reply

        • Avatar
          November 16, 2015

          La recarga de las presas optimiza la utilización de las presas existentes, pero no aumenta ni su potencia ni su capacidad máxima.

          En resumen, NO SIRVE para resolver el problema de la irregularidad del suministro de eólicas o solares: para resolverlo hace falta un enorme almacén de energía ADICIONAL conectado a la red eléctrica.

          Y ese almacén podría ser hidrógeno, enormes baterías, antimateria si queremos fantasear un poco, o incluso nuevas presas, pero NO vale con bombear a las presas existentes.

          Creo que este tema ha salido veinte veces en el foro.

          Reply

          • Avatar
            November 16, 2015

            En ningún momento Yarr se ha referido a usar presas existentes. Yo he entendido perfectamente que se refiere a presas nuevas exclusivas para ese uso, como la de la isla del Hierro.
            Por favor lee detenidamente antes de lanzarte a rebatir cosas que no se han dicho.

            Reply

  5. Avatar
    November 14, 2015

    Hay que esperar a ver hasta donde es capaz de llegar la tecnología de las pilas de combustible, si se encuentran catalizadores baratos y se sigue mejorando la tecnología se podrían esperar pilas baratas y con suficiente potencia, esto podría facilitar también la producción “casera” ( o por barrios) de hidrógeno a partir de renovables.

    Una vez maduren ambas tecnologías, baterías y pilas de combustible, veremos en que nichos son útiles.

    Reply

    • Avatar
      November 14, 2015

      Promesas de político. Los coches eléctricos no necesitan de esas promesas, sólo necesitan que los gobiernos les protejan de quienes quieren sabotear esa tecnología.

      Reply

      • Avatar
        November 16, 2015

        Ya estamos con las conspiraciones sin fundamento

        Reply

  6. Avatar
    November 14, 2015

    Sobre baterías la evolución ha llegado ya ¿no? si señores los 1.000 wh/kg que dice haber conseguido Grabat Energy que tanto bombo se le da en esta webb………..

    Reply

    • Avatar
      November 14, 2015

      Y sin necesidad de mencionar cosas que aún no sabemos… un Model S ya es mejor que cualquier modelo de hidrógeno, solo les queda superarles en tiempo de carga, dato que no me parece importante ya que la inmensa mayoría de veces se cargará en casa.

      Reply

  7. Avatar
    November 14, 2015

    Cada dia que sale una nueva noticia del hidrogeno, es un nuevo clavo en el ataud.

    Reply

  8. Avatar
    November 14, 2015

    Juas juas juas, cuando se les acaben “los entusiastas del hidrógeno”, ¿que hará Toyota y Cia venderle coches de 60000€ y 150CV a los ricachones? 🙂 🙂 🙂

    No veo yo un Leo Messi, Cristiano Ronaldo o Fernando Alonso en sus desplazamientos cotidianos en un artefacto de estos…

    Quizás en un Tesla Model S o Model X pero en un Toyota Mirai, Hyundai IX35, hummmm va a ser que NO.

    🙂 🙂 🙂

    Reply

  9. Avatar
    November 14, 2015

    En España está prohibido llevar bombonas de butano en el maletero para alimentar el motor, algún motivo habrá. No entiendo como permiten coches de hidrógeno.

    Reply

Leave a comment