Volkswagen Volkswagen
Hyunday Hyunday
cobrar por la electricidad en los puntos de recarga no es el camino

Cobrar por la electricidad en los puntos de recarga no es el camino


Onterio-EV-Charging-Stations-Tim-Hortons-ChargePoint

El director ejecutivo de Chargepoint, empresa dedicada a la instalación y distribución de puntos de recarga y soluciones para coches eléctricos, ha comentado que el cobro por la electricidad en los puntos de recarga públicos no es la mejor solución de negocio.

Con la mayor red de puntos de recarga en Estados Unidos, más de 15.000 según el último recuento, Chargepoint se ha convertido en una voz autorizada en el sector. Según Pat Romano, la estrategia de su empresa se basará más en ofrecer servicios a las empresas e instituciones que quieran atraer a los propietarios de coches eléctricos.

 

Atlanta-EV-Charging-Stations-ChargePoint

La idea de Chargepoint es que el usuario se acostumbre a realizar recargas parciales a lo largo de la jornada. Esto supondrá la necesidad de seguir extendiendo la red de recarga, para que el conductor de un coche eléctirco tenga la confianza para terminar su jornada sin problemas.

Pero para según Romano, hará falta mucho dinero, y el consumidor ha demostrado que no está dispuesto a pagar por una recarga lenta. La idea de Chargepoint es atraer al sector privado. Que empresas y negocios vean en los puntos de recarga una oportunidad de negocio y de marketing. Las empresas lo podrán usar como un incentivo para sus trabajadores. Tiendas y restaurantes para que los clientes se queden durante más tiempo, aumentando de esa manera las posibilidades de gasto. También los ayuntamientos tienen su papel en este aspecto, ya que convertirán sus localidades en más atractivas para ser visitadas por este tipo de conductores.

EV-Charging-Station-BigY-Franklin-MA-ChargePoint

No sabemos si Romano tendrá razón o no. Lo que si es cierto es que la red de Chargepoint es la más grande del mundo, y copa el 70% de la infraestructura en Estados Unidos. Un modelo de no cobrar por la electricidad que nos suena mucho, y es que Tesla también se ha decidido por ofrecerlo como un servicio de valor añadido, y que de momento se ha convertido en una de sus principales armas de marketing.

Vídeo | Youtube

 

Compártelo:

7 comentarios en “Cobrar por la electricidad en los puntos de recarga no es el camino”

  1. Cobrar SÍ es el camino. Instalar una gran red de puntos de recarga, a ser posible toda o casi toda alimentada por renovables y cobrar un precio JUSTO para que sea rentable y se mantenga.

    Responder
  2. ¿Pero es que alguien puede pensar que la electricidad va a ser gratuíta para los coches eléctricos? no se si ahora los puntos de recarga son gratis pero tengo muy claro (y todos deberíamos tenerlo) que el día en que haya tantos eléctricos como gasolina (si es que llega ese día) la electricidad se cobrará en esos puntos si o si…. y seguramente nada barata por cierto.

    Responder
  3. El problema es que a la gasolina le suben unos céntimos y no pasa nada, todos ajo y agua, pero con la electricidad te suben unos céntimos y puede suponer pagar el doble por kilómetro recorrido, es decir que tienen una competencia enorme incluso desde antes de ponerse a montar el chiringuito, eso no motiva a las empresas que quieren ganar dinero a corto plazo, y para colmo como todos podemos generar electricidad no les parecerá un negocio seguro.

    Responder
  4. los puntos de carga del ayuntamiento de Madrid y todos los que he visitado son gratis salvo el de 3aguas de Alcorcón que es de pago y tiene un sistema de cobro de película de terror con un interface complicadísimo.

    El problema es que fallan más que una escopeta de feria, es frecuente llegar a un punto de carga y que este fuera de servicio.

    Yo creo que por los puntos de carga rápida si se cobrará y que terminarán instalados en gasolineras, el precio lo marcará el mercado, si hay poca demanda poco o testimonial si hay mucha aprovecharán al máximo.

    Para que llegue ese momento se tienen que crear standares de carga rápida y la carga lenta se habrá convertido en algo que irá desapareciendo gradualmente como las disqueteras de los ordenadores ya que con el avance de la tecnología para llenar un depósito con 220 a 10A en el mejor de los casos puede que se tarden 20 horas en una carga completa, por que mientras no se descubra nada lo impepinable es que las baterías tienen que crecer en capacidad y eso aumenta los tiempos de recarga, con el flujo de un shuko hay una limitación así que si no salen más kw por el enchufe lo único que hay que hacer para llenar una batería es darle más tiempo.

    Responder
  5. Pues no se porque aún nadie lo ha pensado (os regalo la idea 😉 y es un sistema de marketing excelente para empresas de restauración o centros comerciales. Un sistema mixto que obligue a los clientes a quedarse ciertos minutos, es decir, los primeros 30 minutos recarga lenta y luego mediante software que cambie automáticamente a recarga rápida, con lo que aseguras que los clientes que no deseen pagar, al menos se queden 40 o 50 minutos, suficiente para comer o comprar. Solo hay que diseñar el hardware y el software para hacerlo.

    Responder
    • Olvidas que el tiempo vale dinero, porque lo que dices no es regalar la energía, es cobrar por ella haciéndote perder tu tiempo, es un sistema abocado al fracaso pues aunque logres algunos clientes en principio, no tardarían en aparecer alternativas mucho mejores.

      Responder
  6. Me duelo la boca de decirlo y los dedos de escribirlo, los que más interesados podían estar en instalar puntos de recarga gestuitos son los centros de ocio y comerciales. Y además, las gasolineras con cafetería, tienda, supermercado tendrían que tener «YA» puntos de recarga a precios de carga razonables, entre 0,15 y 0,25€/KW según potencia. Se aseguran beneficios y clientes que usen y consuman en sus instalaciones mientras esperan.

    Esta pasividad en España no la entiendo.

    ¿Y McDonalds, Burger Kings, parking públicos, cines, zoos, etc, etc?

    Responder

Deja un comentario