¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

El presidente de Cupra pone en duda el proyecto Tavascan

Después de su presentación en forma de prototipo durante el pasado Salón del Automóvil de Frankfurt, el Cupra Tavascan había levantado mucha expectación al llevar algo de picante a la familia MEB del grupo Volkswagen. Pero ahora el presidente de la nueva marca ha echado algo de agua fría a un proyecto que parece tardaremos en ver realizado, si es que llega.

Según Wayne Griffiths, director ejecutivo de Cupra, el Tavascan es «un sueño para la marca y estamos luchando por hacerlo realidad. Es un proyecto en el que estamos trabajando, pero no estamos listos para anunciar fechas, no porque tengamos dudas sino porque tenemos muchos otros modelos para lanzar primero».

Y es que hasta ahora las estimaciones no eran precisamente optimistas, ya que se hablaba de un desembarco en 2024. Una fecha que no sólo parece que no se cumplirá, salvo sorpresa, sino que incluso podríamos ver por el camino como Cupra decide finalmente cancelar este interesante proyecto.

Nombrado en honor a una estación de esquí situada en la provincia de Lleida, el Tavascan nació como la idea de combinar en un mismo cuerpo la esencia de un SUV y el diseño de un coupé deportivo. Un trabajo que busca diferenciarse de su otrora matriz SEAT.

Un modelo con un frontal agresivo y un cuerpo musculoso, que al mismo tiempo no deja de lado el crucial aspecto de la aerodinámica en un conjunto que ha levantado mucha expectación entre los que buscan un coche eléctrico más pasional.

En un principio el modelo estaba previsto usase la configuración de los MEB, con batería de 77 kWh, y una segunda de 100 kWh. Con la primera de ellas se acercará a los 500 km WLTP de autonomía, mientras que con la segunda rondará los 600 km WLTP, una cifra muy competitiva incluso dentro del sector premium al que aspira a entrar CUPRA.

Pero parece que este proyecto tendrá que esperar y de esa forma a corto plazo Cupra se centrará en la producción del el-Born, que llegará en 2021 al mercado.

Una decisión que podría estar motivada por la búsqueda de no saturar el mercado y no pisar el mercado a propuestas como el Audi Q4 e-tron Sportback, con el que compartirá configuraciones mecánicas y planteamiento deportivo, y que parece se encargará de atender a los clientes que busquen algo más deportivo.

Relacionadas | Volkswagen todavía no ha dado luz verde a la producción del CUPRA Tavascan… lo que podría ser una buena noticia para SEAT

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame