FIAT se convertirá en una marca 100% eléctrica en 2030

FIAT, uno de los integrantes más importantes del grupo Stellantis, ha anunciado que para el año 2030 se convertirá en una marca exclusivamente eléctrica. Para lograrlo, se ha comprometido a ir eliminando de forma gradual todos sus modelos con motor de combustión interna a partir del año 2025, por lo que la transición será relativamente rápida.

Actualmente FIAT solo cuenta con un único coche eléctrico en su alineación, el nuevo 500. Teniendo esto en cuenta, la situación de la firma recuerda enormemente a la de Ford, otra marca que solo cuenta con un único modelo eléctrico a la venta (el Mustang Mach-E, en este caso), pero que también se volverá completamente eléctrica en 2030.

Sin embargo, mientras que Ford solo acometerá esta transformación en Europa, manteniendo algunos modelos térmicos en mercados como Estados Unidos, FIAT ha confirmado que abandonará los motores de combustión interna en todo el mundo. Estamos hablando por lo tanto de unos objetivos mucho más ambiciosos que los de la mayoría de sus rivales.

«Entre 2025 y 2030, nuestra línea de productos se volverá gradualmente eléctrica. Este será un cambio radical para FIAT. La decisión de lanzar el nuevo 500 solo como eléctrico se tomó antes de la pandemia. Incluso entonces, ya sabíamos que el mundo no podía aceptar más compromisos. Se nos recordó la urgencia de tomar medidas, de hacer algo por el planeta Tierra», explica Olivier François, máximo responsable de la firma transalpina.

Por otro lado, la compañía turinesa también ha anunciado que tratará de mejorar la disponibilidad de estaciones de carga en aquellas comunidades que no tengan acceso regular ellas (por ejemplo, en bloques de pisos sin garaje), aumentando la cantidad de puntos de carga rápida en la vía pública.

Todavía no está claro qué tipo de modelos eléctricos lanzará FIAT en los próximos años, pues dentro del organigrama de Stellantis es considerada una marca generalista (mismo puesto que ocupa Citroën), situándose por debajo de Opel y Peugeot (aspiracionales), de Alfa Romeo, DS y Lancia (premium) y de Maserati (lujo).

Sin embargo, lo más probable es que la compañía siga insistiendo en el desarrollo de vehículos pequeños orientados a entornos urbanos, una de sus especialidades. Por el momento, solo está confirmado que el próximo eléctrico de la empresa se basará en la segunda generación del SUV 500X, que podría renombrarse como 500XL.

Fuente | Autocar

Relacionadas | FIAT confirma que fabricará un SUV compacto y eléctrico que usará las económicas baterías de BYD

Compártelo: