¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

Xiaomi, lanzada a por Tesla, ya está desarrollando su segundo coche eléctrico en clave SUV. ¿El verdadero anti Model Y?

No se puede negar: Xiaomi ha entrado por la puerta grande en el mercado automovilístico, y eso que solo lo ha hecho, de momento, en casa, en China. El lanzamiento hace apenas un mes del Xiaomi SU7 y su presentación al público a finales del pasado 2023 dejó atónitos a los que no tenían fe en que el gigante asiático pudiese triunfar a las primeras de cambio.

Eso sí, no todo ha sido un camino de rosas para Xiaomi, que está adoleciendo de los típicos problemas de juventud. Hace poco conocimos de la historia de un conductor al que su Xiaomi SU7 ‘murió’, literalmente, tras apenas 38 kilómetros de vida. Otras notas negativas que ha recibido la berlina eléctrica china tienen que ver con su pintura, la eficacia del sistema de control de tracción y otros elementos como el sistema de frenado automático, que se desactiva al superar cierta velocidad.

Tras este corto periplo en el competidísimo mercado automovilístico chino, Xiaomi quiere aprovechar que está en la cresta de la ola para reafirmar sus planes de futuro: la marca ya está desarrollando su próximo coche eléctrico, un modelo que llegará en clave SUV para enfrentarse de tú a tú al vehículo más vendido del mundo, el Tesla Model Y. Las últimas informaciones, procedentes de un informe de Bloomberg, apuntan a que el próximo SUV de Xiaomi, todavía de nombre desconocido, estaría listo ya para el próximo año 2025.

Xiaomi SU7

Más adelante, la firma china traerá un tercer modelo: si ha triunfado con su berlina SU7 y es más que probable que lo haga con su futuro SUV eléctrico, ¿qué puede hacer Xiaomi con un coche eléctrico barato que ronde los 20.000 euros al cambio? La amenaza está lanzada, aunque también está por ver cómo es su llegada a otros mercados, como el europeo, en los próximos años.

Por el momento, Xiaomi ya intenta codearse a las primeras de cambio con Tesla, BYD, NIO y compañía. El tiempo será el que diga si triunfa o no, pero por el momento las cifras le avalan: tras invertir 10 mil millones de dólares en 2021 para su primer modelo, el SU7 consiguió alcanzar los 10.000 pedidos en apenas 4 minutos, los 50.000 pedidos tras 27 minutos y contar ya con 88.063 pedidos bloqueados para lo que resta de año.

Y el ritmo de entregas parece ir rápido: a finales de abril ya había 7.058 unidades en las carreteras chinas. Xiaomi estima sacar de su fábrica de Pekín unas 10.000 unidades mensuales. Sin embargo, con la llegada del futuro SUV eléctrico lo hará también la segunda fase de construcción de su mencionada fábrica, que aspira a llegar hasta las 300.000 unidades producidas al año.

Solo para que te hagas una idea de lo que está consiguiendo Xiaomi: los números 1 actual en la venta de coches eléctricos, Tesla, tardó más de 460 días en construir 100.000 unidades del Model 3. Si mantienen el ritmo actual, la firma china podría superar ese récord de ampliación a escala de coches eléctricos en casi un 40%.

Xiaomi prepara un nuevo motor eléctrico con más potencia y un 98% de eficiencia

Gracias a todo esto, las acciones de Xiaomi se han disparado en más de un 30% desde que anunció su primer coche eléctrico. El gigante tecnológico chino espera alcanzar el punto de equilibrio de su negocio de vehículos en 2026, dos años antes de lo previsto gracias al éxito del SU7 y por las mejoras en su capacidad productiva.

Fuente | InsideEVs

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame