¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

727 CV de potencia y etiqueta CERO para el primer BMW M5 híbrido enchufable de la historia, que ya tiene precio

BMW acaba de cambiar la historia de uno de sus deportivos más populares, el M5, para siempre. Su séptima generación es ya una realidad y ha sido presentada en formato berlina, aunque pronto también llegará una con carrocería familiar Touring. Bajo el capó está su gran novedad, más allá de su renovado e imponente diseño y de su gran carga tecnológica a bordo.

Por primera vez en sus cuatro décadas de historia, el BMW M5 pasa a tener una mecánica electrificada. El sistema de propulsión M HYBRID toma protagonismo en la berlina deportiva alemana: un motor V8 de 4,4 litros M TwinPower Turbo junto a uno eléctrico suman en total 727 CV de potencia y 1.000 Nm de par. La parte eléctrica por sí sola desarrolla 145 kW (197 CV) y un par máximo de 280 Nm, aunque una etapa de preengranaje permite alcanzar el par efectivo a la entrada de la transmisión a 450 Nm.

Todo ese raudal de potencia llega a las cuatro ruedas a través de una transmisión automática M Steptronic de ocho velocidades y del sistema de tracción total M xDrive, que prioriza el eje trasero, aunque no tanto como el modo específico 2WD que lleva toda la potencia en exclusiva a las ruedas de atrás. La potencia máxima está limitada a 250 km/h, aunque con el paquete opcional M Driver’s Package llega a los 305 km/h. La aceleración 0-100 km/h es de 3,5 segundos.

En cambio, en modo eléctrico esta llega a los 140 km/h. Gracias a la batería de 18,6 kWh ubicada en los bajos del vehículo, le permiten homologar 67-69 kilómetros en eléctrico según el ciclo WLTP. Esta se podrá recargar en corriente alterna hasta 7,4 kW y, como te podrás imaginar, sí: el nuevo BMW M5 se ha ganado el derecho a la etiqueta CERO de la DGT.

Nuevo BMW M5 con tecnología PHEV.

Más detalles del nuevo BMW M5

Dejando a un lado la parte mecánica como tal, hay que hablar de otros detalles interesantes que trae el nuevo BMW M5, cuya dinámica y puesta a punto han sido especialmente revisadas. El diferencial activo M controlado electrónicamente para el eje trasero, suspensión adaptativa M con amortiguadores controlados también electrónicamente, dirección activa integral, frenos M Compound (carbo-cerámicos M opcionales), las llantas de aleación ligera M (20 pulgadas delante y 21 detrás) y los neumáticos de altas prestaciones ponen la guinda al pastel.

El sistema de escape deportivo eleva la experiencia al volante, pero también en modo eléctrico: el «BMW IconicSounds Electric» añade un toque diferente al sonido del vehículo al moverse en modo eléctrico y cuando es la potencia eléctrica la que se añade al motor V8 para dar el máximo rendimiento. Incluso el modo de funcionamiento M HYBRID permite modificar los parámetros de funcionamiento a voluntad del conductor.

A nivel estético, la impronta del nuevo BMW M5 se queda remarcada por su mayor anchura de vías y por su nuevo frontal con el doble riñón iluminado. Un aspecto más atlético y prominente, que se acompaña de las típicas características específicas M. Por dentro, nos encontramos con el panel de mandos específico M en la consola central, nuevo volante de cuero con botones M iluminados, asientos multifunción, pantalla curva, funciones de realidad aumentada…

La industria europea de baterías sufre un duro golpe: BMW cancela su acuerdo de 2.000 millones de euros con Northvolt

El nuevo BMW M5 iniciará su producción en el mes de julio, cuando también se estrene de forma mundial en el Festival de la Velocidad de Goodwood. Su lanzamiento comercial como tal será ya en noviembre, cuando le acompañe también el nuevo BMW M5 Touring familiar. Su precio en España partirá de los 161.000 euros.

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame