¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

La comunidad de recambios, al rescate del volante Yoke de Tesla para recuperar los clásicos intermitentes

Hablar de Tesla es hacerlo de una marca diferente y que siempre va a dar mucho que hablar. Muchas de sus decisiones han sido controvertidas y muy debatidas: una de las que más en los últimos años ha sido, sin ningún tipo de duda, el volante tipo yugo o, directamente, Yoke.

Presente en la gama de Tesla Model S, Model X y, desde su última actualización, en el Model 3, este ha sido siempre un accesorio que genera opiniones encontradas. O lo amas o lo odias, parece que no hay término medio. Hubo un día que Tesla no ofrecía otra opción aparte de este tipo de volante, pero finalmente rectificó y dio la opción a los conductores a escoger la opción que más les gustaba, entre las que estaba el volante redondo convencional.

Poner los clásicos intermitentes al volante Yoke de Tesla ya es posible por una suma razonable.

Quizás uno de los elementos que más chocaban en este volante, más allá de su forma, eran la disposición de los intermitentes. Con el volante Yoke no están las clásicas palancas a ambos lados tras este para poder, entre otras cosas, poder activar las luces intermitentes. En su lugar, la superficie del volante cuenta en un lado con dos botones hápticos que permiten advertir al resto de conductores si vamos a girar a la izquierda o a la derecha.

¿Tienes un Tesla con volante Yoke y echas de menos las clásicas palancas de las que estamos hablando? La página web Tesstudio, que se vende como «espacio para modificar Tesla, Rivian o cualquier vehículo eléctrico», cuenta con accesorios interesantes como este del que os vamos hablar.

La comunidad de posventa y recambios ha ideado una solución para que los Tesla con volante Yoke puedan incorporar los clásicos intermitentes en las palancas de toda la vida. Cuesta 400 dólares (unos 375 euros) y se puede instalar de forma relativamente sencilla. En el vídeo que acompaña a esta noticia puedes ver las instrucciones para poder instalar estas palancas: basta con desmontar la columna de la dirección y rescatar algunos cables hasta el borde de la consola central. Allí se realizarán las conexiones pertinentes y, al cabo de un buen rato, podrás volver a ensamblar el volante y realizar una prueba.

Tesla vuelve a las andadas y rechaza la reparación de un volante en garantía por «la crema de manos del conductor»

¿Qué os parece? La cantidad de información, foros y vídeos que mueve Tesla en Internet nos deja cosas como esta, pero no es la primera vez que surge una solución así para el volante Yoke. Claro que una alternativa conocida en 2021, utilizando elementos de un Tesla Model 3 de entonces, requirió modificaciones de software. Esta nueva solución parece mucho más sencilla de instalar, solo hay que seguir el tutorial y listo.

Fuente | TesStudio

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame