Karma presenta una furgoneta con conducción autónoma de nivel 4 basada en la plataforma eléctrica E-Flex

Hace apenas unos días la compañía estadounidense Karma presentó su nueva plataforma modular eléctrica E-Flex. De acuerdo con la marca, esta arquitectura se podrá utilizar como punto de partida para desarrollar de forma rápida y a un coste reducido numerosos tipos diferentes de vehículos eléctricos, desde turismos y furgonetas convencionales hasta superdeportivos como los Karma SC1 y SC2.

Esta plataforma, que se ofrecerá a otros fabricantes para que creen sus propios coches eléctricos a partir de ella, tendrá un diseño de tipo skate-board y permitirá acomodar tanto sistemas 100% eléctricos como extensores de autonomía térmicos. La plataforma E-Flex se adaptará a un total de 22 configuraciones diferentes, lo que le dará una versatilidad mayúscula.

Ahora Karma ha revelado un vehículo de pruebas construido sobre la plataforma E-Flex: una furgoneta eléctrica con un sistema de conducción autónoma de nivel 4. Este modelo es en realidad una mula de pruebas dotada de la carrocería de una RAM Promaster (furgoneta vendida en Europa como FIAT Ducato), y sirve como escaparate de la tecnología que está desarrollando Karma en el campo de las ayudas a la conducción.

La compañía no ha dado detalles relativos a las prestaciones o a la autonomía de la furgoneta, pues ha querido centrarse en su sistema de conducción autónoma, desarrollado en colaboración con WeRide utilizando la arquitectura informática NVIDIA DRIVE AGX Pegasus, capaz de realizar 320 trillones de operaciones de aprendizaje profundo por segundo. Como no podía ser de otra forma, su hardware está compuesto entre otras cosas por múltiples sensores (LiDAR, radares, cámaras, GNSS, INS…).

Srini Gowda, vicepresidente de conducción autónoma y ADAS de Karma, declara: «A través de la plataforma E-Flex nuestro objetivo es crear asociaciones de colaboración que aborden una amplia gama de aplicaciones. Al trabajar con ágiles líderes tecnológicos como WeRide y NVIDIA, tenemos la intención de ofrecer soluciones únicas con mayor velocidad y eficiencia».

Rishi Dhall, vicepresidente de vehículos autónomos de NVIDIA, añade: «La plataforma NVIDIA DRIVE AGX Pegasus ofrece una potencia de cálculo escalable y las capacidades de inteligencia artificial esenciales para el despliegue seguro de los sistemas de conducción autónoma de nivel 4 que Karma y WeRide quieren llevar al mercado».

Yan Li, cofundador y CTO de WeRide, comenta por su parte: «La tecnología de conducción autónoma de nivel 4 de WeRide se adaptada a la furgoneta de Karma y demuestra nuestras poderosas soluciones para crear vehículos autónomos seguros y de vanguardia, con diferentes modelos para diferentes propósitos. Esta furgoneta une fuerzas para allanar el camino al futuro del transporte«.

Relacionadas | Karma SC2. Un espectacular superdeportivo eléctrico con 1.100 CV y batería de 120 kWh

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame