¿Por qué BIDEN ignoró a TESLA en el evento de la Casa Blanca sobre los coches eléctricos y la fabricación en EE.UU.?

Dejar a Tesla fuera de una conversación sobre coches eléctricos y producción en Estados Unidos ha sido una controvertida decisión. Muchos se sorprendieron de que no se la mencionara en absoluto, y no hubiese sido invitada al acto celebrado en la Casa Blanca el pasado 5 de agosto. Ese día el presidente Joe Biden firmó la orden ejecutiva que establece el objetivo de que el 50% de todos los vehículos de pasajeros vendidos para 2030 estén electrificados.

¿Por qué excluir al pionero y líder del mercado de los vehículos eléctricos en EE.UU. cuando los representantes de alto nivel de las tres grandes empresas estaban presentes? La consejera delegada de GM, el consejero delegado de Ford y el director de operaciones de Stellantis América estuvieron en la firma, al igual que el presidente de sindicado UAW. Además, en el jardín de la Casa Blanca estaban aparcados el Chevrolet Bolt EUV, el GMC Hummer EV, el Ford F-150 Lightning y el Jeep Wrangler 4xe. Sin embargo, no había ningún Tesla.

Entonces, ¿Qué ocurre? En primer lugar, es evidente que Tesla no necesita comprometerse a aumentar sus ventas de vehículos eléctricos hasta el 50% en 2030; ya está en el 100% en 2021. A la luz de lo anterior, invitar a Tesla a la firma probablemente habría sido un poco incómodo para los Tres Grandes de Detroit.

Pero ignorar por completo a Tesla, la empresa que está detrás del coche «más americano» de 2021 (el Model 3) probablemente no fue la mejor decisión. A Elon Musk también le sorprendió que le dejaran fuera de una conversación sobre vehículos eléctricos y fabricación estadounidense, ya que Tesla destaca en ambas cosas.

Posibles razones para el desplante a Tesla

La propia prensa norteamericana vincula la ausencia con el papel protagonista del poderoso sindicato norteamericano de trabajadores del automóvil, United Auto Workers (UAW), invitado al acto y cercano a los postulados de Biden. Es conocida la oposición de Musk a la presencia sindical en Tesla, después de que tuiteara en su contra tras despedir a un activista sindical en 2018, al que posteriormente tuvo que readmitir tras una decisión judicial.

Históricamente, la marca se ha resistido a la sindicalización de su planta de California. Por lo tanto, sólo los tres grandes siguen siendo los fabricantes de automóviles que pertenecen al sindicato estadounidense de Trabajadores de Automóviles (UAW). el Sindicato 

Si esa fue la verdadera razón, parece que no todos los miembros del gobierno fueron informados al respecto. El programa Squawk Box de la CNBC preguntó al Secretario de Transporte, Pete Buttigieg, sobre la ausencia de Tesla en el evento y su respuesta fue, como mínimo, evasiva. 

Fuente | Rassegnastampa

Relacionadas | Estados Unidos anuncia el objetivo de que el 50% de los vehículos nuevos que se vendan en 2030 sean eléctricos

Compártelo: