Avistado en nuevo BMW iX1. El SUV compacto que sustituirá al i3

Después de 9 años en el mercado, el BMW i3 parece que está cerca de recibir por fin un relevo más allá de las diferentes renovaciones. El encargado de tomar el testigo al compacto alemán será el iX1, que seguirá con la tendencia de los SUV y también de las plataformas compartidas. Un modelo que debería llegar este año al mercado y que ha sido cazado por los fotógrafos espía durante unas pruebas.

Como recordamos, el iX1 será un SUV compacto derivado del X1 de combustión. Por lo tanto BMW ha optado por seguir el ejemplo del iX3 y compartir plataforma entre el modelo de combustión y el eléctrico.

Esta propuesta debería llegar al mercado europeo a lo largo de este año, y será el encargado además de dar un relevo al i3, también de ofrecer una alternativa al Mercedes EQA. 

En las imágenes podemos ver una unidad altamente camuflada, que no deja ver muchos detalles. Si podemos adivinar un cuerpo anguloso y poco aerodinámico que encaja en la estética de los últimos lanzamientos de BMW.

Vemos que el puerto de carga estará situado en la aleta trasera derecha, lo que sin duda es una posición mucho mejor que la aleta delantera, aunque debería estar en el lado del conductor para mayor comodidad. También podemos observar que los tiradores de las puertas no están totalmente integrados, así como la presencia de una serie de sensores y al menos una cámara, que permitirá ofrecer algún sistema de ayuda a la conducción.

En las fotos vemos que el cuerpo será bastante más grande que el i3, por lo que de momento BMW abandona los urbanos de 4 metros para situar de momento su oferta eléctrica más pequeña en los 4.4 metros que debería tener este modelo que le colocarán en la órbita además del Mercedes EQA, con sus 4.46 metros de largo, y también de los 4.49 metros de largo del Lexus UX 300.

Sobre el aspecto mecánico, de momento no se ha filtrado ninguna de sus configuraciones, pero es de esperar que mantenga las vistas en el iX3, con un motor de 286 CV y 400 Nm acoplado al eje trasero, posiblemente con una opción menos potente y más económica.

En cuanto a la batería, debería contar con el pack de 74 kWh, 461 km WLTP, y posiblemente veamos alguna alternativa en torno a los 60 kWh que le le situarán en un escalón inferior de precio respecto a su hermano el iX3, que arranca en los 74.400 euros en España, aunque seguramente por encima de lo que hemos visto hasta ahora con el veterano i3, que lo hace en los 40.700 euros.

Un terreno muy amplio donde posiblemente veamos al nuevo iX3 en torno a los 45.000-50.000 euros en su precio más accesible.

Compártelo: