¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

Lada e-Niva Travel: el veterano todoterreno de 1998 recibe una versión eléctrica con 175 km de autonomía

Tras años bajo la órbita del Grupo Renault, la firma rusa Lada vuelve a ser un fabricante independiente. A raíz de la guerra de Ucrania, la compañía francesa vendió en 2022 su participación mayoritaria del 67.69% al Instituto Central Ruso de Investigación y Desarrollo de Automóviles y Motores, abandonando de forma efectiva el que hasta entonces había sido uno de sus mercados más importantes.

Entre los proyectos cancelados por esta ruptura se encuentra el del Lada Niva de tercera generación, que iba a tomar la base del nuevo Dacia Duster. Sin embargo, las dos generaciones previas todavía se mantienen en producción a pesar de su veteranía. El modelo original de 1977 se rebautizó hace unos años como Niva Legend, mientras que el de 1998 es conocido como Niva Travel.

Este último ha sido elegido como base para el último prototipo de Lada, el inédito e-Niva Travel. Como su nombre bien indica, se trata de una versión 100% eléctrica del pequeño todoterreno. Por el momento, no parece que haya planes para llevarlo a producción, pues ha sido concebido como un simple escaparate para demostrar que Lada puede salir adelante sin la ayuda de Renault.

Presentado durante el Foro Económico Internacional de San Petersburgo, el vehículo también servirá como laboratorio para testar sistemas de propulsión eléctricos. Este no es el primer desarrollo de este tipo que realiza Lada, ya que hace dos años reveló el e-Largus, un concept car eléctrico basado en el Dacia Logan MCV de primera generación.

Lada e-Niva Travel

El Lada e-Niva Travel no tiene visos de llegar a producción

El Lada e-Niva Travel equipa un motor de 82 CV (60 kW) nominales y 163 CV (120 kW) de potencia pico. Curiosamente, se mantiene el sistema de tracción total mecánica, una solución poco común por resultar más compleja que simplemente utilizar un propulsor diferente en cada eje. En cualquier caso, debería mantener unas buenas prestaciones off-road.

Su batería de 34 kWh de capacidad le otorga una autonomía de 175 km, y puede cargarse en una toma doméstica en 12 horas. Por otro lado, el prototipo parece adelantar un nuevo restyling estético para el Niva Travel, ya que cuenta con un frente ligeramente rediseñado.

Hay pocas probabilidades de que Lada vaya a lanzar un vehículo de estas características a corto o medio plazo debido a las condiciones del mercado ruso, que en los últimos tiempos se ha visto «invadido» por marcas de origen chino tras la estampida occidental.

Fuente | L’Argus

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame