Daimler (Mercedes-Benz) aspira a convertirse en un fabricante de baterías

Daimler es actualmente uno de los grupos automovilísticos más comprometidos con la movilidad eléctrica. El fabricante alemán tiene previsto el lanzamiento de una completa gama de coches eléctricos en los próximos años bajo sus marcas Smart y Mercedes-Benz, además de una amplia familia de furgonetas, camiones y autobuses a baterías.

Sin embargo, la compañía es consciente de su actual dependencia de proveedores externos a la hora de fabricar baterías, un elemento clave en la producción de coches eléctricos, por lo que está trabajando en el desarrollo de sus propias químicas con el objetivo de crear sus propias celdas en el futuro, siguiendo los pasos de rivales como Tesla.

Al frente del equipo dedicado al desarrollo e investigación de baterías en Daimler encontramos a Andreas Hintennach, el cual quiere solucionar los problemas de las actuales químicas empleadas en las baterías, las cuales dependen de recursos naturales y son por lo tanto agotables (si bien no debemos perder de vista que las materias primas que componen una batería son recuperables casi al 100%).

Daimler actualmente se encuentra desarrollando baterías de magnesio y azufre, así como de litio y azufre, químicas que se caracterizan por tener una elevada densidad energética. El conglomerado germano también está estudiando las baterías de electrolito sólido, que son consideradas por muchos como el futuro de la industria (si bien su llegada no se producirá hasta 2025), así como las baterías de manganeso, las cuales posiblemente no alcancen el suficiente nivel de desarrollo hasta la segunda mitad de la década.

El equipo de Hintennach también tiene el objetivo de aumentar la densidad energética de las celdas manteniendo a raya su peso, y todo ello garantizando la máxima seguridad posible. La meta es lograr que las baterías propias de Daimler sean capaces de mantener el nivel de calidad que se espera de la marca Mercedes-Benz, toda una referencia histórica dentro de la industria.

Además, el grupo alemán está trabajando en nuevos sistemas de refrigeración para las baterías, gracias a los cuales se mejorará la gestión del calor, se aumentará la vida útil del pack y se mejorará el rendimiento general del conjunto. Daimler también está trabajando en el reciclaje de las baterías, pues los coches eléctricos solo serán completamente respetuosos con el medio ambiente cuando una vez finalizada su vida útil sus componentes puedan reutilizarse.

Fuente | Motor.es

Relacionadas | Volkswagen y Daimler (Mercedes-Benz) comienzan a negociar una posible cooperación para desarrollar un sistema operativo común para sus coches eléctricos

Ver comentarios

Artículos recientes

Eviation se prepara para los primeros vuelos de su avión eléctrico con batería de 820 kWh y autonomía de 814 km

Después de completar la fase de desarrollo con su primer prototipo, una pequeña Cessna de…

hace 14 horas

Vídeo Prueba FCE ¿Cuántos km puede hacer el Opel GrandLand X en modo eléctrico en autopista?

Cuando un fabricante tradicional de automóviles habla de electrificación no siempre hace referencia a los…

hace 14 horas

Dos empresas culminan con éxito su primera prueba piloto para extraer litio geotérmico en Francia

En el contexto actual, donde la movilidad eléctrica comienza a despegar, la necesidad de litio…

hace 15 horas

El plan de Naturgy para el coche eléctrico: instalará 1.100 puntos de recarga por toda España

Naturgy, antigua Gas Natural Fenosa, sigue los pasos de las otras dos grandes compañías eléctricas…

hace 16 horas

¿Qué tengo que saber antes de comprar un coche eléctrico de segunda mano?

Está claro que la movilidad avanza hacia la electrificación. Sin embargo, en la actualidad una…

hace 2 días

Desarrollan una batería de grafeno y aluminio capaz de recargar 60 veces más rápido que el litio

Hasta ahora los diseñadores de baterías podían elegir entre la densidad energética de las baterías…

hace 2 días