¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

EE.UU. eleva los aranceles a las importaciones chinas a límites insospechados, ¡hasta el 102% para los coches eléctricos!

El gobierno de los Estados Unidos ha realizado una revisión profunda de los aranceles impuestos a las importaciones procedentes de China, iniciados en la anterior administración Trump. Un movimiento que llama mucho la atención y que no extraña, ya que estamos en año de elecciones en el país norteamericano para elegir nuevo presidente.

Muchos productos procedentes del gigante asiático han visto elevados sus aranceles de entrada al país, y otros nuevos estrenan nuevos recargos. Todo lo relacionado con la industria del coche eléctrico ha visto incrementados estos tipos impositivos, hasta el punto que los coches eléctricos han sido los que han dado el mayor salto.

Hasta por cuatro se han multiplicado los aranceles a los coches eléctricos chinos, pasando del 25% al 102,5%, una auténtica barbaridad. El objetivo, más allá del interés político ante las próximas elecciones presidenciales del mes de noviembre, en las que curiosamente se enfrentan Joe Biden y Donald Trump (que proponía un arancel fijo del 60%), es también el de impulsar la fabricación nacional, sobre todo en industrias consideradas críticas.

La batalla por los coches eléctricos entre Estados Unidos y China se recrudece.

Más aranceles contra China

Estados Unidos impone aranceles más agresivos en todo tipo de productos, incluso sanitarios, como las jeringuillas, los respiradores, las mascarillas… Otros ejemplos que afectan a la industria automovilística son los semiconductores, las baterías de iones de litio o las células solares.

El tema de los semiconductores es de vital importancia en el país, ya que el actual gobierno ha apostado por impulsar la producción nacional a través de miles de millones de dólares en subsidios: los aranceles de los semiconductores procedentes de China pasarán del 25 al 50% ya el año que viene. Algunos minerales críticos también cuentan con un nuevo de arancel para este 2024, que será del 25%, al igual que las baterías de iones de litio. Por su parte, las células solares han duplicado sus aranceles hasta el 50%.

«China está utilizando el mismo manual que usó antes para impulsar su propio crecimiento a expensas de otros al continuar invirtiendo, a pesar del exceso de capacidad china, e inundando los mercados globales con exportaciones que están subvaluadas debido a prácticas económicas injustas», asegura Lael Brainard, directora del Consejo Económico Nacional.

Según las estimaciones del gobierno norteamericano, estos cambios afectarán a alrededor de 18 mil millones de dólares en importaciones anuales. Los nuevos aranceles irán entrando en vigor entre este 2024 y el 2026. Ahora está por ver si China toma represalias o no.

¿Chantaje de Donald Trump a los ejecutivos del petróleo para acabar con los coches eléctricos en Estados Unidos?

Los analistas llevan tiempo lanzando mensajes de preocupación por las amenazas no solo del actual gobierno, también del aspirante a presidente Donald Trump, sobre el riesgo de imponer este nivel de aranceles a los coches eléctricos. Sobre todo, teniendo en cuenta que gran parte de los vehículos y, sobre todo, las baterías utilizan componentes procedentes de China. ¿Tomará alguna medida al respecto el gobierno de Xi Jinping?

Fuente | Automotive News Europe

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame