Subaru lanzará su primer coche eléctrico en 2020, y estará basado en un modelo de combustión

Subaru lanzará su primer coche eléctrico en 2020, y estará basado en un modelo de combustión


Advertisement Advertisement

El primer coche 100% eléctrico de Subaru , cuyo lanzamiento está previsto para 2020, estará basado en un modelo ya existente dentro de la gama del fabricante japonés. Así lo ha confirmado el diseñador jefe de la marca. Todavía no está claro el modelo bajo el que tomará forma, ya que para cuando salga todos los modelos de Subaru estarán basados en su nueva plataforma modular global (a excepción del deportivo BRZ), preparada para acoger mecánicas híbridas y 100% eléctricas.

«Los coches de Subaru están diseñados para respaldar el estilo de vida de las personas, por lo que no debería diseñarse el automóvil alrededor del tren motriz. Si los clientes quieren cambios, responderemos: nuestros automóviles tratan de que los clientes aman cómo se diseñan, y no vamos a cambiar nuestro enfoque de diseño sólo para destacar una nueva forma de propulsión«.

Subaru presenta una nueva plataforma compatible con sistemas híbridos y eléctricos

Aunque todavía no se sabe como de avanzado está el proyecto, lo que sí que se sabe es que ya se han realizado los crash test pertinentes y que la batería se mantiene segura tras el choque. Algo que deja entrever el buen diseño de la plataforma, que al igual que la CMA de Volvo, deberá adaptarse a toda clase de modelos, tanto gasolina y diésel como híbridos, híbridos enchufables y 100% eléctricos.

Una estrategia que choca de frente con la seguida por la Alianza Renault-Nissan-Mitsubihi y el Grupo Volkswagen, los dos mayores grupos automovilísticos del mundo. Ambas cuentan con plataformas modulares globales (CMF-A, CMF-B y CMF-C/D para la Alianza, y MQB, MLB y MSB para Volkswagen), pero sin embargo han optado por desarrollar nuevas plataformas modulares exclusivas para sus coches eléctricos: la CMF-EV y la MEB.

Lo más probable es que las plataformas de Subaru y Volvo se rentabilicen antes al ser compartidas con modelos convencionales, algo importante para fabricantes de volumen relativamente reducido como es el caso de ambas marcas, mientras que las plataformas dedicadas de la Alianza y Volkswagen sean mejores en líneas generales, pues al fabricarse en mayor volumen compensarán su mayor coste, estando mejor optimizadas en términos de espacio, integración de los sistemas eléctricos, etc.

¿Qué modelo de Subaru será el elegido para pasarse a las baterías? Nosotros apostamos por el mítico Impreza o por su derivado SUV XV, pues son dos de los modelos más exitosos de la marca y podrían competir contra modelos como el Nissan LEAF o el Volkswagen ID, pues al igual que estos son compactos del segmento C.

Relacionados

Fuente | Autocar


puntos de carga
Compártelo:

8 comentarios en “Subaru lanzará su primer coche eléctrico en 2020, y estará basado en un modelo de combustión”

  1. Yo creo que será el XV, una pena, pues un Levorg AWD eléctrico (dual motor) haría las delicias de muchos de nosotros… 🙂

    Responder
  2. «no vamos a cambiar nuestro enfoque de diseño sólo para destacar una nueva forma de propulsión»

    Vosotros cambiaréis lo que haga falta o desapareceréis, aunque no se perdería gran cosa, la verdad

    Responder
    • Creo que se refieren a que mantendrán la línea exterior del coche, al igual que el nuevo Nissan Leaf 2018 que ahora mismo no diferenciarías si lleva gasolina o es electrico, bueno si lo distinguirías porque lo sabes pero si una persona lo viera por primera vez no pensaría que sería electrico.

      Responder
      • Pues en ese prisma se dejarán por el camino las ventajas que la simplicidad eléctrica tiene respecto a los fósiles. Por Eso se tiene que diferenciar claramente un eléctrico de un fósil (como el Tesla con sus dos maleteros) y si no lo hacen la cagarán profundamente. Es una manera de excusar que no tienen un proyecto eléctrico que saque partido a este tipo de plataformas. Allá ellos.

        Responder
  3. Vemos que otras marcas se apuntan en 2020.

    Que cambien las plataformas para mantener las tres tecnologías en una puede ser un acierto a la hora de ir progresando poco a poco en una plataforma dedicada posiblemente porque pensarán que la tecnología térmica no desaparecerá en otros mercados que ellos venden y pueden seguir vendiendo el modelo.

    Tendrá un lavado de cara cuando salga para el 2020 pero siendo igual en las 3 versiones, siempre y cuando busquen la eficiencia, si la pierden en el frontal pero la ganan en el motor y en otras sistemas ¿Porque cambiar el diseño?

    Responder
  4. En fabricantes pequeños van a apostar por compartir, sino una mala plataforma se les lleva por delante, Mazda, Subaru, Volvo (aunque este quizá no) no son como SEAT o Skoda, que sí la cagan algo improbable tienen a su grupo detrás, si estos la cagan van sus trabajadores, y eso no les hace gracia, y prefieren no jugársela, yo lo he dicho, prefiero perder el FRUNK, tener mejor precio, más fiabilidad, que los talleres se ahorren dobles equipos y demás, y en muchos casos, como el Ioniq, la ENV200, el EGOLF, si pensaran mejor los componentes, podrían sacar un pequeño espacio, y lo dice Bjorn Nyland

    Responder

Deja un comentario