Tesla contrata al antiguo director de una fábrica de Mercedes-Benz para Giga Berlín… provocando el enfado de los sindicatos alemanes

Tras despedir al director de proyecto de Giga Berlín, Tesla ha contratado al antiguo director de la fábrica de Mercedes-Benz en Marienfelde, algo que ha provocado airadas reacciones de enfado entre los sindicatos alemanes, conscientes de que la planta de Daimler ha sido abandonada a su suerte mientras Tesla construye una nueva a apenas 50 km.

René Reif, que ocupó su cargo en Mercedes-Benz hasta octubre del año pasado, será probablemente el sustituto de Evan Horetsky dentro de Tesla. Aunque este punto no ha sido confirmado oficialmente, el sindicato IG Metall no se ha tomado a bien la noticia, pues la planta en la que hasta hace poco trabajaba, Marienfelde, está en la cuerda floja.

De acuerdo con los responsables del sindicato, tras el cese de la producción de sus motores V6 diésel en 2021, Mercedes-Benz podría llegar a prescindir de entre 2.000 y 2.500 trabajadores. IG Metall responsabiliza directamente a la cúpula de Daimler de esta situación, pues estos motores térmicos no serán sustituidos por un nuevo producto que asegure la continuidad de la plantilla.

Los responsables de IG Metall afirman que probablemente Reif no sea el único directivo de la planta de Marienfelde en «huir» a Giga Berlín. Aparentemente, su enfado se debe al hecho de que, mientras que una fábrica perteneciente a una empresa alemana amenaza con cerrar, los altos cargos que han propiciado esta situación se marchan a una nueva planta perteneciente a una compañía extranjera.

Lo cierto es que esta no es la primera vez que Tesla tiene roces con IG Metall, pues sus problemas con el sindicato alemán se remontan al año 2017, durante la adquisición de Grohmann Engineering. Tesla, que es conocida por tratar de anular cualquier tipo de organización sindical en sus plantas de Estados Unidos, evitó que IG Metall se involucrara en sus operaciones alemanas tras ofrecer un aumento salarial a sus empleados.

Jan Otto, director gerente de Berlin IG Metall, ha declarado lo siguiente: «No podemos construir el futuro con gerentes desalmados como este. No entendemos por qué un fabricante de automóviles tradicional e innovador como Daimler quiere capitular ante su rival estadounidense. Estamos en conversaciones con políticos estatales sobre esto. Dejaremos claro que vemos el cambio de gerente de la planta como una traición».

Relacionadas | Aston Martin se electrificará más rápidamente gracias a la tecnología de Mercedes-Benz

Compártelo: