Green NCAP califica los Nissan Leaf e+, Lexus UX 300e, VW Golf GTE, Renault Captur E-Tech y Audi A3 TDI

A finales de los 90 llevó Euro NCAP para asesorar a los clientes europeos sobre la seguridad de los coches que podían comprarse nuevos. Actualmente hay otra iniciativa interesante, Green NCAP, que verifica las credenciales ecológicas. En la última tanda de resultados han sacado las 5 estrellas un par de modelos que, a priori, pueden no parecer paradigmas de la eficiencia: Nissan Leaf e+ y Lexus UX 300e.

Este año es el último en el que se mantienen los criterios tal y como están, en 2022 se endurecerán un poco para estimular a los fabricantes a mejorar sus productos. En los coches eléctricos obviamente no se miden las emisiones, pero sí el rendimiento. El Leaf e+ ha consumido de media 22,7 kWh/100 km (306 km de autonomía con 62 kWh), y en el peor caso, 32 kWh (210 km). En cuanto al UX 300e, 24,1 kWh/100 km de media (214 km con 54,3 kWh) y 36 kWh/100 km en el peor caso (141 km).

Las pruebas se realizan en frío -incluyen caldear el habitáculo-, en caliente y en autovía, por lo que dan al consumidor una foto más enfocada del consumo del vehículo, más allá de la homologación WLTP. A partir de 2022 se van a contemplar las emisiones del pozo a la rueda, también para coches eléctricos, tomando en cuenta la energía utilizada para recargarlos, y un asesoramiento sobre el ciclo total de vida.

También hay sitio para vehículos con motor de combustión interna, tanto híbridos como térmicos sin asistencias. En el escalón intermedio se han quedado el Volkswagen Golf GTE y el Renault Captur E-Tech, ambos híbridos enchufables, con tres estrellas y media. Al haber emisiones, las puntuaciones bajan bastante.

Resulta muy interesante ver el desglose de las puntuaciones, porque en las distintas pruebas que se hacen en laboratorio y en carretera se pueden ver los gases contaminantes con un simple código de colores. Sorprendentemente, el Golf GTE emite muchas partículas a juicio de Green NCAP. Al Captur E-Tech le pasa exactamente lo mismo. Tampoco quedan muy bien parados en emisiones de amoniaco (NH3).

Hay otro dato muy interesante en híbridos enchufables, y es cuánto gastan cuando las baterías no dan apoyo. El peor consumo del Captur híbrido enchufable fue de 7,7 l/100 km, mientras que el Golf GTE se fue a los 8,6 l/100 km. La media para estos modelos, en condiciones de prueba, ha sido de 4,8 l/100 km de gasolina y 5,6 kWh/100 km de electricidad para el Captur, y 5,2 l/100 km de gasolina y 4,9 kWh/100 km para el Golf.

Y aquí viene lo sorprendente, el Audi A3 Sportback 35 TDI, con una potencia de 150 CV y alimentado a gasóleo, saca en algunos aspectos mejor puntuación que los híbridos enchufables de gasolina. Se lleva una puntuación de tres estrellas, buena para ser un «petrolero», especialmente por las malas puntuaciones en emisiones de CO2 y N2O. ¿Y el consumo? Pues 4,9 l/100 km de media y 6 l/100 km en el peor caso. Cada tecnología tiene lo suyo.

De todos los coches analizados en 2021, el que mejor puntuación ha tenido fue el Fiat 500e, 10/10 en las tres calificaciones. El peor calificado, y no debe sorprender a nadie, la Volkswagen California, con 5,6/10, 0,6/10 y 0/10, una estrella y media. La lista puede consultarse en la web de Green NCAP.

Compártelo: