¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

Horse (Renault) presenta unos nuevos extensores de autonomía

HORSE es la empresa conjunta en la que participan Renault y Geely a partes iguales (40% cada una) y Aramco (el 20% restante), que se dedica al desarrollo y producción de motores de combustión interna, soluciones híbridas, de e-fuels o de hidrógeno. Su última gran novedad es esta: una nueva generación de ‘Range Extenders’ o extensores de autonomía.

Una tecnología innovadora no por lo que ofrece en sí, ya que ya la hemos visto en otras marcas y con un funcionamiento muy similar a la gran mayoría de los híbridos enchufes actuales, aunque con matices importantes. Por lo que más destaca esta nueva tecnología de HORSE es que se puede aplicar a la arquitectura de los coches eléctricos existentes, pero también a la de vehículos que usan motores de combustión tradicionales, tanto en turismos como en comerciales ligeros.

El sistema combina estos elementos: un motor eléctrico que propulsa el vehículo en todo momento, una batería eléctrica de la que aseguran es un 50% más reducida respecto a la de los eléctricos puros, así como un motor de gasolina que actúa como generador.

Otra de las grandes novedades de estos nuevos ‘Range Extenders’ de HORSE, derivada de ese mayor tamaño de batería (sin confirmar su capacidad exacta) respecto a los híbridos enchufables convencionales, es su autonomía eléctrica, que se anuncia de 200 kilómetros. La parte de combustión es capaz de añadir otros 600 kilómetros de autonomía, por lo que el alcance total es de unos 800 kilómetros.

HORSE, con sede en Madrid, busca soluciones innovadoras de movilidad.

Como decíamos, el motor de gasolina actúa en realidad como un generador, como una fuente de energía a bordo para la batería. Este tiene 50 kW de potencia en los turismos (68 CV) y 80 kW para los comerciales ligeros (108 CV). Esta mecánica no mueve las ruedas en ningún momento, pero es capaz de funcionar en un rango de revoluciones muy concreto y a un régimen de par constante, muy eficiente, lo que le permite optimizar el consumo de combustible y mantener constante el nivel de carga de la batería.

Además, cuando vuelve a haber carga de batería suficiente, el motor se apaga automáticamente. Es un sistema que seguro que te suena de lo que en otro momento se llamó vehículos eléctricos de autonomía extendida, pero con el detalle importante de contar con una batería eléctrica lo suficientemente grande (podría rondar los 20-40 kWh de capacidad) para mover al vehículo en cero emisiones durante 200 kilómetros.

La tecnología PHEV de BYD tiene un funcionamiento similar en cuanto al trabajo del motor de combustión y la parte eléctrica, si bien en el caso de los coches chinos su batería es de tan solo 18,8 kWh, lo que deja en el Seal U DM-i que ya se vende en España con una autonomía eléctrica de ‘solo’ 80 kilómetros.

Dada la presencia de Renault en HORSE, no sería de extrañar que podamos ver esta tecnología en modelos con plataforma eléctrica como Scénic o Mégane, como en otros asentados como Austral o Rafale con motores de combustión.

Horse, la empresa conjunta de Renault, Geely y Aramco, tendrá su sede en Madrid

«Esta nueva tecnología Range Extender permite a los usuarios entrar en zonas de bajas emisiones alrededor de las grandes ciudades, conduciendo en modo EV puro. Sin embargo, cuando la carga de la batería se agota y el usuario necesita recorrer distancias mayores, el Range Extender añade otros 600 km de autonomía que permiten viajar más lejos con facilidad y la máxima eficiencia», asegura Patrice Haettel, CEO de HORSE.

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame