Los propietarios de coches eléctricos en el Reino Unido pueden conducir de forma gratuita al permitir que las empresas energéticas utilicen la batería de su vehículo

El sistema «vehículo a red» estará disponible a partir de enero de 2018. El proveedor de energía Ovo pagará a los conductores del nuevo Nissan LEAF a cambio de permitir a dicha empresa utilizar la energía suministrada por la batería del vehículo cuando éste no se encuentra en uso durante las horas punta de consumo en la red. De este modo, los clientes podrían ahorrar lo suficiente de su factura anual como para compensar el gasto de alimentar su vehículo eléctrico durante un año.

Los conductores que adopten dicho sistema, disponible a partir de enero de 2018, necesitarán un cargador especial instalado en sus hogares. Ésto permitirá a Ovo gestionar los niveles de carga en la batería del Nissan LEAF. Los usuarios, a su vez, podrán especificar la cantidad de carga mínima que necesitarán para la próxima vez que saquen el coche.

Ovo podrá entonces utilizar la energía de la batería para su distribución por la red eléctrica durante horas de pico, cuando los costes son más altos. Esto beneficia a la empresa, al poder vender energía más barata, así como al cliente que puede ahorrar un promedio pronosticado de £ 240 (268 €) al año en su factura eléctrica.

 

En una declaración escrita, Stephen Fitzpatrick, CEO de Ovo, dijo: “Los vehículos eléctricos se están convirtiendo rápidamente en una opción principal para los conductores y permiten resolver muchos de los desafíos a los que se enfrentan nuestras ciudades”.

Fitzpatrick continúa, «Creemos que los vehículos eléctricos serán cruciales para el diseño de la red eléctrica del siglo XXI y deben permitir acelerar la descarbonización y mejorar la movilidad. Estamos encantados de que ahora podamos ofrecer un incentivo tan convincente a los clientes que están generando su propia energía limpia, proporcionando una alternativa verdaderamente sostenible al modelo energético tradicional».

Si la totalidad de los 20.000 vehículos eléctricos de Nissan en el Reino Unido estuvieran conectados a la red de energía, Ovo estima que generaría la producción equivalente de una central eléctrica de 200 MW, suficiente para alimentar entre 33.000 y 66.000 hogares.

En un futuro, cuando todos los vehículos en las carreteras del Reino Unido fueran eléctricos, la tecnología V2G podría convertirse en una central eléctrica virtual de hasta 200 GW. Esta capacidad energética supone más del doble del pico requerido en la red del Reino Unido.

Se han propuesto y probado esquemas similares en toda Europa, incluyendo Bélgica, España, Alemania, Noruega y los Países Bajos, así como Japón (país del que procede Nissan).

Además, en los EE.UU., la Universidad de Delaware también ha probado su propio sistema V2G. También se cree que las furgonetas postales, cuyo parque ya se encuentra muy electrificado, supondrían un almacenamiento energético ideal para la futura integración con V2G.

Relacionados | Según Nissan, Los Sistemas V2G Proporcionan Hasta 1.300 Euros Al Año A Los Propietarios De Un Coche Eléctrico

Vía | DailyMail.Co

 

Compártelo: