¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

McLaren entra en el mercado de las eBikes. Y sí, son tan caras y espectaculares como sus coches

Una de las marcas de automóviles más prestigiosas del mundo, McLaren, debuta en el sector de las dos ruedas con dos bicicletas eléctricas de montaña, la Sport y la Extreme. Ambas representan a la perfección las señas de identidad de una marca que es conocida por su deportividad y exclusividad.

Ya lo han hecho otros con anterioridad. Audi, Porsche, Ducati, KTM… son muchos los fabricantes de automóviles y motocicletas de altas prestaciones los que se han animado a entrar en el mundo de la bicicleta de la mano del auge de las eBikes.

Ahora, McLaren hace lo mismo y por partida doble, ya que ha lanzado dos modelos de una tacada. Hablamos de la Sport 250 y la Extreme, dos eBikes enfocadas a la montaña, aunque con diferentes aspiraciones en cada caso.

Así es la McLaren Sport

La nueva bicicleta eléctrica McLaren Sport 250 refleja el legado automovilístico de McLaren aplicado a una eMTB robusta y avanzada.

Diseñada con un motor central de 250 W y cinco modos de uso que genera 121 Nm de par máximo y una batería extraíble de 36 V y 15 Ah, la bicicleta busca ofrecer un equilibrio perfecto entre autonomía y potencia.

El cuadro de carbono, esculpido durante más de 1.000 horas, demuestra una artesanía de alto nivel similar a la de los coches de McLaren. Además, su creador es el mismo que el del McLaren Artura.

En su equipamiento, destacan la transmisión SRAM GX Eagle de 12 velocidades, los frenos hidráulicos SRAM G2 RE de cuatro pistones y las llantas de fibra de carbono de 29 pulgadas.

También los neumáticos Pirelli Scorpion Enduro M de 2,4 pulgadas de grosor y la horquilla RockShox Pike Rush RC de 140 mm de recorrido, con la que la McLaren Sport 250 asegura un rendimiento excepcional.

Además, cuenta con un cockpit integrado de fibra de carbono, display digital y luz delantera, elementos igualmente embutidos en el mismo, posicionándose como una eMTB única en su clase. Como era de esperar, su precio es propio de una bicicleta eléctrica de alta gama: 8.400 euros.

Así es la McLaren Extreme 250

La McLaren Extreme 250 combina el diseño de un hypercar con el de una bicicleta eléctrica de alto rendimiento. Esta eMTB presenta un cuadro de fibra de carbono completo también ideado por el diseñador del Artura.

El motor eléctrico ofrece las mismas prestaciones que el de la Sport 250, aunque en este caso es más pequeño y se enfoca más en la duración de la batería que en la potencia máxima, siendo ideal para aventuras de largo alcance. Este, además, está alimentado por una batería de 36V y 15Ah (540Wh) oculta en el cuadro.

El montaje se completa con la transmisión SRAM XX Eagle AXS electrónica y frenos de cuatro pistones y discos de 200 mm SRAM G2 RE. El diseño de suspensión integral incluye una horquilla RockShox Lyric Rush RC de 160 mm de recorrido y un amortiguador RockShox RS Deluxe Select+ de 145 mm.

Además, la Extreme 250 adopta una configuración Mullet en las ruedas. Es decir, llanta de 29 pulgadas delante y de 27,5 pulgadas detrás para una maniobrabilidad y control óptimos. Estas también son de fibra de carbono y, como en el caso de la Sport 250, monta neumáticos Pirelli Scorpion Enduro (versión M de 2,6 pulgadas delante y versión R de 2,4 pulgadas detrás).

El conjunto manillar-potencia también es de una sola pieza e incluye el display y la iluminación LED, siendo su precio final de 11.150 euros.

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame