¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora no Permitir

El tren de hidrógeno realiza su primer viaje en España entre dudas sobre su viabilidad

El consorcio FCH2Rail (Fuel Cell Hybrid Power Pack for Rail Applications), en el que participan empresas españolas como Renfe, ADIF o CAF, ha realizado el primer viaje de un tren de hidrógeno en España. El recorrido de prueba cubrió la línea Zaragoza-Canfranc, todo un hito que marcará un antes y un después en el desarrollo del proyecto.

Alrededor de la mitad de las líneas ferroviarias de la Unión Europea no están electrificadas; por ello, FCH2Rail busca desarrollar un tren capaz de combinar el suministro eléctrico de la red aérea con un sistema de alimentación formado por pilas de combustible y baterías. Esto permitiría sustituir a gran parte de los modelos diésel actualmente en circulación.

El test se realizó tanto en modo híbrido como en modo eléctrico (en aquellos tramos dotados de catenarias). Habría que destacar que, para llegar a la estación de Canfranc (situada en el Pirineo aragonés), es necesario superar rampas muy pronunciadas, constituyéndose como el escenario perfecto para testar el prototipo.

Ahora, la iniciativa entrará en una nueva fase de pruebas en Aragón, Madrid y Galicia, regiones en las que se podrá testar la tecnología híbrida del tren en una amplia variedad de condiciones geográficas y climáticas. Además, se simularán diferentes servicios comerciales para estudiar la competitividad de esta prometedora solución.

FCH2Rail

Los trenes de hidrógeno han sido un fracaso en Alemania

Aunque todavía es demasiado pronto para evaluar su viabilidad económica, los precedentes no son buenos. El estado alemán de Baden-Württemberg, que operó durante un tiempo una pequeña flota de trenes de hidrógeno en 16 rutas diferentes, concluyó a finales del año pasado que la iniciativa fue un completo fracaso debido a su elevado coste.

«Ya no se considerarán en un futuro cercano por varias razones operativas y económicas. En una comparación directa, esta tecnología no pudo imponerse en ninguna de las rutas examinadas en Baden-Württemberg, debido a la infraestructura y las características operativas».

De acuerdo con el ministro de transporte del estado, Winfried Hermann, los modelos de hidrógeno decepcionaron en un uso real debido al coste de la infraestructura de repostaje y a su baja eficiencia, resultando una opción mucho menos atractiva que los trenes eléctricos convencionales.

Módulo de pila de combustible de Toyota

A pesar de todo, Toyota (que también pertenece al consorcio FCH2Rail) cree que los trenes de hidrógeno pueden tener un enorme potencial para descarbonizar el sector del transporte en Europa.

«Queremos aprovechar esta oportunidad de trabajar con el consorcio para llevar nuestra tecnología de pila de combustible a otro tipo de aplicación del hidrógeno. El hidrógeno tiene un importante papel que desempeñar en ayudar a descarbonizar la red ferroviaria europea, y estamos muy contentos de poder integrar los módulos de pila de combustible de Toyota en el grupo de alimentación híbrido», declaraba el año pasado Thiebault Paquet, Director de la división de pila de combustible de Toyota Motor Europe.

Fuente | Motor.es

Compártelo: Compartir en WhatsApp Compartir en Menéame